jueves, febrero 07, 2008

Relaciones íntimas de una esclava


En los ambientes BDSM es bien sabido que una esclava no puede tener relaciones sexuales con nadie que no sea su propio Amo. En algunos casos, lo que el Amo prohibe es el establecimiento de esa relación sin haber obtenido un permiso previo. En otros, el Amo muestra una intransigencia total y el mero hecho de plantearse la posibilidad de una relación íntima es motivo suficiente para que la esclava corra con el riesgo de un severo castigo. La esclava no puede tener amantes, ni siquiera un encuentro fortuito o casual.
El primero de los dos casos es razonable. Mi propio Amo me ha dicho en más de una ocasión que si en algún momento deseo tener sexo con otra persona deberé pedirle permiso previamente so pena de atenerme a las consecuencias. Es razonable porque, como también dice mi Amo, soy de su propiedad y el dueño de algo tiene perfecto derecho a disponer de su pertenencia. No sé, porque nunca se lo he preguntado, si llegado el caso, me autorizaría a mantener una relación sexual con alguien que no fuese él mismo, pero el mero hecho de contemplar la posibilidad ya me parece enormemente positivo.
Otra cosa es el segundo apartado de esta cuestión. Ni siquiera se puede plantear al Amo esa posibilidad porque el hacerlo supone ya recibir un castigo. Y si bien se puede decir que los argumentos sobre la propiedad de la esclava son los mismos, lo que planteo no es una eventual negativa del Amo, sino la simple posibilidad de plantear el asunto.
Muchos de estos Amos, que no tienen inconveniente en ceder a sus esclavas a otros Amos para practicar sexo, les prohiben salir en pareja con personas del sexo opuesto, incluso aunque esté fuera de toda duda la certeza de que no habrá el más mínimo componente sexual. Y no estoy hablando de una relación en la que Amo y esclava vivan juntos, cuando podría pensarse en una traición o en una infidelidad, sino en relaciones en las que ambos no se ven más que cuando las circunstancias lo permiten.
PD Primera: No tengo ninguna intención de pedir a mi Amo que me permita mantener relaciones sexuales.
PD Segunda: En este blog y en todo momento, cuando se habla de Amo y esclava se supone que se refiere a Amo/Ama, esclavo/esclava y sumiso/sumisa.

5 Comments:

Blogger lilaNegra{AMANDA} said...

Pues no se que decir. La verdad es que ni siquiera me he planteado nunca esa posibilidad. Y no se como Reaccionaria La Dueña si le planteara esta posibilidad. Creo que es un tem que algun día le pedire su opinion.
Dejo besos

01:20  
Blogger jade {a_LB} said...

Pues yo creo que tampoco se puede generalizar, porque en mi caso al menos, no tengo dicha prohibición al respecto, aunque la veo hasta cierto punto "lógica", aunque curiosamente sin tenerlo prohibido con permiso o sin el, como yo me considero suya en su totalidad, pues no pienso hacer uso de ello (o al menos no me lo planteo)

Un beso!!

12:26  
Blogger monah{Rk} said...

Pongo mi caso como ejemplo...mi Dueño y yo no somos pareja y tengo absolutamente prohibido tener sexo con nadie que no sea Él...con un "pero": esto es así en lo que a hombres se refiere, con mujeres la cosa cambia...debo pedirLe permiso y tiene que resultarLe atractiva a Él también...

Muchos besos ;)

22:38  
Blogger samara{UC} said...

mmm... lo hermoso de todo esto es que cada pareja arma su "juego" esto es lo que me fascina...
en mi caso tengo permitido hacerlo previo permiso... pero me siento tan Suya que nunca siquiera lo he planteado... el sexo para mí es el complemento a mi sumisión y no me cabe en la cabeza estar con alguien que no sea mi Amo...

22:34  
Blogger perra silvia {T} said...

Gracias por vuestros comentarios. En general me sucede como a vosotras. Necesito autorizacion pero nunca la he pedido (hasta ahora)

22:54  

Publicar un comentario

<< Home